Sistema Endocrino: funciones y partes

Somos lo que el cuerpo nos dicta; consecuencias de nuestra biología. Semejante premisa puede que quede corta en los determinismos, pero no quita que la biología tiene un papel fundamental en el accionar y adaptación humana en el mundo. Esto, como se verá, no solo debe al sistema nervioso; sino también a uno muy particular. A continuación te presentamos el sistema endócrino: funciones y partes.

 

¿Qué es el sistema endocrino?

Suele decirse que el comportamiento humano es parte de nuestra contextura, para decirlo poéticamente, biológica, por eso nacemos y nos desarrollamos de determinada manera. Y tal aserción cuenta con una gran cuota de verdad: toda nuestra actividad mental es producto en lo esencial de células que captan información proveniente de los sentidos, la procesan y se mandan órdenes al cuerpo.

Sin embargo, sería un gran error reducir este determinante biológico al sistema nervioso, como la única manera de ligarnos con lo que nos rodea (también otras personas) y cómo lo hacemos. El sistema endocrnico también interviene con su compleja emisión y captación de hormonas

En ese sentido, el sistema nervioso es un entramado de órganos, tejidos y células que han evolucionado para que se produzcan cambios rápidos, bruscos en el estado de un ser vivo, dependiendo de la situación, y así maximizar las posibilidades de que aparezca un reflejo productivo o útil en un momento determinado. Aunque a veces el organismo humano necesita que esas modificaciones sean más prolongadas, sostenidas en el tiempo y que no se reduzcan a una zona particular del cuerpo (por ejemplo, una pierna), sino a muchos órganos-meta, más o menos al mismo tiempo. Por tal motivo, el sistema nervioso siempre se verá complementado por el sistema endocrino (no por algo muchas ramas o estudios en medicina hablan del sistema endocrino-nervioso).

¿Qué es el sistema endocrino? El sistema endocrino es un conjunto de órganos, tejidos y células que forman un sistema, es decir, son parte de un conglomerado interindependiente y relacionado que segrega un tipo de sustancia llamada hormona, las cuales se trasladan por el torren sanguíneo (la segregación es interna) y sirven para regular diversos procesos biológicos.

Ahora bien: las divergencias pasan a ser claras. A diferencia de lo que ocurre con la actividad neuronal, los efectos del sistema endocrino no suelen ser inmediatos, rápidos y tardan más en desvanecerse, ya que desde que se da las órdenes de liberar determinada cantidad de hormonas hasta que éstas llegan al destino pueden pasar varios segundos. Asimismo, si el sistema nervioso da una orden electro-química dirigida a determinado sitio del cuerpo, eso no sucede con el endocrino, ya que las hormonas, por decirlo de algún modo, luego de su síntesis se difuminan por el organismo, no cuentan con ninguna suerte de conducto y si llegan a destino, termina siendo más una cuestión de alta probabilidad que de certeza absoluta. Por último, una sola liberación de hormonas posee efectos sostenidos en varias partes del cuerpo, lo cual permite una suerte de equilibrio (homeostasis) o regulación en esas partes mencionadas (todas ellas se adaptan a una situación, pero a su manera en particular). Por ejemplo, la adrenalina segregada puede acelerar el ritmo cardíaco del corazón y también que los capilares de la piel se cierren o constriñan, para que en caso de sufrir heridas se sangre menos, posiblemente.

Si el sistema nervioso tiene una acción rápida, el endocrino lleva algo más de tiempo, no tiene una meta fija; pero, si se quiere, es más sostenido y coherente como regulación ante lo circundante.

Existen diversos tipos de comunicación o, si se permite el término, traslación de sustancias químicas. Paracrina es cuando una célula libera sustancias que se transmiten por vía extracelular a una célula cercana; yuxtacrina cuando están las células conectadas directamente por su  membrana plasmática; autocrina es cuando las células responde a sí misma (una conjunción del emisor-receptor, si se quiere) y endocrinas, se refiere a las hormonas liberadas en el torrente sanguíneo, que potencialmente pueden encontrar respuesta en una multiplicidad enorme de células y que se mueven a través del sistema circulatorio en unos cuantos segundos.

Sistema endocrino: funciones y partes

El complejo sistema endocrino tiene múltiples funciones que se podrían enumerar como liberar hormonas en el espacio extracelular, viajar a través de la sangre, afectar tejidos que se pueden hallar lejos de la emisión de las hormonas, regulación del cuerpo, estar directamente relacionados o no sus efectos a la concentración hormonal, etc. Y todo dando efectos estimulantes, inhibitorios, sinergistas (dos hormonas en conjunto son más potentes), antagonistas (dos hormonas que se oponen), balances o trópico. Sin embargo, hay que recalcar que la coordinación endocrina es un proceso muy complejo, que a su vez está empalmado o solapado con el sistema nervioso y que interviene en múltiples órganos, por ende, tiene incidencias en todo el organismo.

A continuación, te mencionamos las partes principales del sistema endocrino.

Glándula pineal

Situada en la parte inferior del encéfalo, la glándula pineal o epífisis actúa de puente entre el sistema nervioso y el endocrino. Casi todos los vertebrados la poseen y tiene la forma, en dimensiones muy pequeñas, de un cono de pino (se halla cerca del centro del cerebro). Segrega una hormona muy particular denominada melatonina, derivada de la serotonina, que afecta las modulaciones de los patrones de sueño. Un filósofo como Descartes, ávido en conocimiento anátomo-fisiológico, comprendió a esta glándula como el asiento del alma.

 

Glándula pituitaria

 

Denominada también hipófisis, es parte de la zona inferior del encéfalo. Es sumamente sustancial esta glándula, ya que segrega diversos tipos de hormonas y hasta afecta la segregación de otras glándulas ubicadas en distintas zonas del cuerpo (por ejemplo, la tiroides). Entre sus múltiples funcionalidades destacan las vinculadas a la reproducción y la sexualidad. Verbigracia, la eclosión de la capacidad de lactar, la maduración de los óvulos, la creación de los espermatozoides, etc. También tiene un vínculo muy importante con el crecimiento de huesos y tejidos, de ahí que problemas en ella serios puedan ocasionar enanismo o gigantismo.

 

Glándula suprarrenal

Estas glándulas están situadas sobre los dos riñones con los que cuenta el ser humano y su papel, dentro del sistema endocrino, está relacionado con la regulación de las respuestas al estrés (principalmente, a través de la síntesis de corticosteroides y catecolaminas). Podemos pensar en conductas de lucha o huida, pudiendo incrementar el volumen sanguíneo, estimular energía disponible para su gasto inmediato e inhibir procesos biológicos como una respuesta inflamatoria.

Hipotálamo

Estamos de una región medular en el cerebro, una región sumamente importante para la coordinación de conductas y procesos esenciales. Aquí se ve claramente como el sistema endocrino y el sistema nervioso están empalmados, porque naturalmente el hipotálamo no es una glándula y, sin embargo, tiene una intervención sustancial en la segregación hormonal de múltiples de aquellas.  Por ejemplo, tiene una función primordial en el hambre y saciedad por medio de la regulación de determinadas hormonas

 

Tiroides

Es una glándula endocrina situada justo debajo de la nuez de Adán y está formada por dos lóbulos que rodean la tráquea (algunos hablan de una forma de mariposa). Segrega calcitonina, triyodotironina y tiroxina, hormonas intervinientes en la regulación del metabolismo, el consumo de oxígeno, generación y regeneración de huesos, sensibilidad del cuerpo a otras hormonas, etc.

Otras glándulas importantes del sistema endocrino

Timo: De color gris rosáceo y formado por dos lóbulos idénticos, esta glándula esta frente al corazón y detrás del esternón. Su función principal está ligada al sistema inmune, es decir, a la adaptabilidad del cuerpo a los invasores exteriores.

Glándula paratiroide: Con forma de lenteja y situadas en el cuello, tiene una enorme funcionalidad en la regulación de calcio en la sangre.

Gónadas: Son las denominadas glándulas sexuales y su funcionalidad está íntimamente ligada a la producción de hormonas inmiscuidas en procesos de espermatogénesis, menstruación, etc.

El pancreas: Si bien este órgano, ubicado en el abdomen, tiene secreciones exocrinas, también cuenta con aquellas de tinte endocrino, formada por hormonas que pasan a la sangre como la insulina, glucagón, somatostatina, polipéptido pancreático, etc.

 

 

 

 

 


Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.