9 Historietas más famosas y populares de México

El entretenimiento siempre será parte del ser humano, porque no se puede hacer todo en la vida de manera utilitaria, adulta e instrumental, sin ese resabio hermoso de ludismo. En relación a lo anunciado, te presentamos las 9 historietas más famosas y populares de México.

9 Historietas más famosas y populares de México

Las historietas o cómics siempre han acompañado al pueblo mexicano, a tal punto que se habla de creaciones precolombinas que bien podrían haber fungido en su tiempo como una suerte de antecesor de tales producciones. Sin lugar a dudas, México, como muchos otros países latinoamericanos, pudo crear una gran cantidad de material propio, teniendo un apogeo extraordinario desde la década del 30 hasta el 90, por lo menos (existen muchas explicaciones de su declive). En la actualidad algunos se atreven a hablar de una resurrección, pero aquí haremos hincapié en esas historietas que se convirtieron en culto para México durante buena parte del siglo XX.

Memín Pinguín 

Yolanda Vargas Dulché fue quien creó esta historieta, con 372 capítulos semanales que fueron reeditados en 1952, en 1961 y, finalmente, en 1988. Paralela a su popularidad, sin embargo, fue la controversia que siempre generó, ya que el personaje principal era un niño afro-mexicano con espíritu de blanco. Lo polémico es que el niño negro fue construido a partir de estereotipos como la falta de aptitudes intelectuales, la capacidad para el trabajo duro y la tendencia a ser una suerte de hazmerreír (el gobierno de Estados Unidos la consideró sencillamente racista). El lado positivo es que siempre se la entendió como enaltecedora a la historieta de los valores de la familia. Se tradujo con el correr del tiempo a varios idiomas.

 

Kaliman

Si hablamos de popularidad, Kaliman (aparece sin acento, pero se pronuncia como si lo tuviera) fue sin lugar a dudas una gran historieta mexicana. Cuenta las historias de su héroe, Kaliman, séptimo descendiente de la dinastía Kali (una diosa muy importante hindú), quien dedica su cuerpo y alma para combatir al mal. Tiene un acompañante, Solin, descendiente de faraones egipcios. Kaliman utiliza su daga y poderes mentales para hacer de las suyas. El derrotero comenzó en una radio y por su gran llegada pasó al mundo de las historietas, produciéndose desde 1965 hasta 1991, año en que se cancela definitivamente.

 

Fantomas

Existió en Francia, un siglo antes, un archivillano malvado y sádico con el mismo nombre. Digamos que la gran historieta mexicana, con apogeo  entre la década del sesenta y ochenta, solo mantuvo la elegancia del personaje; pero no semejantes pretensiones malignas. De hecho, Fantomas era una amenaza para la gente rica, una suerte de Robin Hood que realizaba robos espectaculares para darles a los pobres. Se publicaron 194 números antes que la cancelaran.

La familia Burrón

Muchas veces las historietas no funcionan solo por mostrar personajes extraordinarios y admirables, sino por la empatía que se provoca cuando se construyen realidades similares al día a día. Quizás radique en eso el enorme éxito de La familia Burrón, una producción mexicana que cuenta los avatares de una familia de clase baja. De la mano de Doña Borola Tacuche de Burrón, Don Regino Burrón, la Pechocha, el Tejocote, Wilson el perro y otros, la historieta comenzó en 1948, llegó a tirar 500 mil ejemplares y no se dejó de hacer hasta el 26 de agosto del 2009 con el número 1616 (más de 60 años de publicación ininterrumpida). Gabriel Vargas fue su creador.

 

El monje loco

Al igual que muchas otras historias, El Monje loco comenzó siendo una serie sumamente popular de radio, para luego recalar en el ambiente de la historieta y el cine. Risas espeluznantes, órganos tétricos, sonidos de puertas, cadenas, mantuvieron en vilo al público desde 1937 hasta inicios de la década de los sesenta. Las historias de terror fueron pasando por diversas publicaciones, quizás siendo la más popular la serie sostenida por Editorial Novaro (a través de Temporae).

Chanoc

En el pueblo de Ixtac, en el Golfo de México, se desarrolla la historia del pescador aventurero más famoso de todos: Chanoc. Fue creada en 1959 por el escritor Martín de Lucenay y el dibujante Ángel Mora, aunque luego de la muerte del primero la historia fue continuada por diversos argumentistas. Las aventuras emocionantes Chanoc las vive acompañado de su padrino, Tsekub Baloyan.

Los supermachos

Una creación importante de Eduardo Del Río García, que cuenta la historia de un pequeño pueblo rural ficticio, San Garabato de las Tunas y da cuenta de la delincuencia, la corrupción y todos los malos manejos que puedan existir entre determinados personajes. Juan Calzónzin, el protagonista, posee grandes conocimientos filosóficos y del mundo en general, un indígena que pasa a ser la personificación de un humor crítico mexicano. Comenzó a ser publicada esta historieta a partir de 1965 y fue, por su papel fuerte y ácido, muy criticado por los entornos políticos.

Los supersabios

Una serie de historietas de ciencia ficción, comedia y aventura, creada por el historietista Germán Butze, entre 1936 y 1968. El cómic narra la historia de tres jóvenes amigos: Paco, Pepe y Panza. Los dos primeros, a pesar de ser científicos aficionados, se inmiscuyen en avatares insospechados a partir de sus invenciones y se enfrentan al terrible científico loco Solomillo.

El charrito de oro

El charrito de oro fue publicado por primera vez el 8 de septiembre de 1972. Esta historieta cuenta las aventuras justicieras de un pequeño enfundado en un traje de charro amarillo oro y su caballo rayito. A pesar de ser muy joven, se inmiscuyen en problemas de adultos para darle una pronta solución. Salvar niños, esquivar animales peligrosos, atrapar delincuentes y corruptos, de eso se trata la historia de Guillermo de la Parra.

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.