90 Imágenes de San Valentín – Tarjetas de Amor con frases Románticas

¿¡Qué haríamos sin el amor en este mundo!? Sería algo opaco, lóbrego, incluso monótono. Es que el amor, en su complejidad, nos puede llevar a las cimas más esplendorosas, pero también echarnos en las grietas cavernosas. Así son las cosas por lo general, aunque nos guste siempre tomar una visión particular de este afecto, la típica simple del final feliz. Un ideal sin sustento, una razón prácticamente pura. Se viene San Valentín y estos sentimientos tienen el momento justo para ponerse a flor de piel, como un día especial o una jornada más, cada quien decide ello. Por nuestra cuenta te presentamos 90 imágenes de San Valentín-Tarjetas de amor con frases románticas. Como siempre, te traemos el mejor material ¡No te pierdas el súper posteo!

Imágenes de San Valentín con frases de amor

El amor en todas sus formas es digno de celebrarse ¿Pero por qué, si a veces nos puede dar dolor de cabeza? Porque cuando es sano, recíproco es un voto por la vida. Sí, en la realidad puede proliferar lo lóbrego, el dolor, la injusticia e incluso la muerte. Es sólo cuestión de abrir los ojos. Aunque cuando luchamos por el amor, cuando pensamos y actuamos por él un hiato de esperanza se abre, algo ha cambiado y genera muchas expectativas. No por algo cientos de pensadores, a lo largo de la historia y desde diversas disciplinas, han pensado en este afecto como forma para catapultar a la humanidad en una flamante era de oro.

Quizás todo lo dicho anteriormente no pasó ni cerca, pero lo promisorio no se pierde. Y si no podemos abarcar grandes extensiones, por lo menos vivamos el amor a flor de piel con los afectos cercanos. Te dejamos un buen número de imágenes con frases de amor para San Valentín

Imágenes de San Valentín con movimiento

Y San Valentín es una eximia oportunidad para demostrar amor. Sí, lo hemos dicho otras veces, pero conviene repetirlo: el amor se demuestra. No es algo que tiene que quedar en un fuero interno, un secreto guardado bajo siete llaves a tal punto que ni siquiera lo conozca el amado. No, eso es una locura y hasta peligroso. Si hablamos de vínculo decimos que necesitamos dos personas, y toda realidad inter-subjetiva tiene que cruzar un abismo, un enorme puente hasta el otro individuo. No es fácil.

Desgraciadamente en el amor muchas veces se cae en la especulación, nos hacemos avaros del cariño, guardándolo. No sabemos bien para quién ni por qué. Pero si extendemos esa metáfora monetaria, diremos que la mejor figura en esta clase de cariños es siempre el prolífico. Ese personaje que no cuenta las monedas ni las arrumba por el sólo placer, sino que las gasta, las invierte en vida porque se da cuenta que ésta es corta. Acá debemos gastar, si vale la pena, todo por esa persona amada, no quedarnos nada y si sale mal que salga así, sabiendo con una sonrisa interna, más allá del dolor lógico, que hicimos todo lo posible.

Imágenes de amor y amistad para San Valentín

Pero San Valentín no se reduce al amor en pareja. Eso sería un craso error, aunque lo cometemos una y otra vez. Es como esas grandes obras de música, esos ciclópeos recitales en los que la banda principal se lleva todos los elogios, pero hay otras pequeñas que existen y dan su performance. Acá la amistad, en un papel menor, tiene su lugar. Y es lo correcto: ella es una clase de amor, tal vez igual o más fuerte que el otro, el trillado, el que se lleva todas las cámaras porque es muy mediático.

Si hay un sentimiento o vínculo que debería proliferar por todo el mundo es la amistad. Incluso con el guiño de nuestra cultura. Porque está mal visto desde Occidente la poligamia, pero para nada el hecho de poseer muchos amigos para alegrar la vida y el corazón. Un amigo es un oído que escucha, una voz que aconseja, una vista que inspecciona, cierto tacto que abraza cuando es necesario y un olfato que se percata de todas las problemáticas ¿Realmente necesitamos algo más? No, para nada. Realmente un amigo hace que la existencia de cualquiera dé un salto cualitativo, cambie de cariz en muchos aspectos.

Pero a la amistad como al amor de pareja hay que cuidarlo. No es algo que se da de una, en forma de pistoletazo, sino una construcción tranquila, tortuosa, con altibajos, pero con enormes gratificaciones, claro está.

Imágenes de San Valentín para Facebook y Whatsapp

Lo que nos hace bien queremos publicarlo, donde sea. No es que queramos gozar a ajenos o nos regocijemos frente al dolor del prójimo. No, esa es una forma muy retorcida de vislumbrar las cosas. En verdad sentimos que la gran felicidad, el enorme grito de vida que grita en nosotros no puede quedar en tan pequeño cuerpo. Hay sensaciones que son tan espléndidas y potentes que no las callamos y las compartimos. Sí, la verdadera felicidad es compartida y eso es hermoso

¿Pero con quién compartimos todo eso que tan bien nos hace? Con nuestros afectos, por supuesto. Y eso puede dolerle a las religiones del amor, aunque la empiria se opone a ellas: uno siente fuerte lazos por los cercanos. Nuestra subjetividad está hecha, para bien o para mal, de esa manera. Así que la algarabía si gotea por todas partes a ese derramamiento acudirán algunos.

Y decimos eso porque estas imágenes hermosas que emplazaremos a continuación van en relación a las grandes redes sociales. Hoy se vive a flor de piel con ellas y realmente queremos que sepan qué nos pasa. El amor es algo bello de comunicar.

Tarjetas de San Valentín para enamorar

Y el proyecto es que el amor se extienda, que la celebración de él en todas sus formas sea un evento ecuménico. Porque si con él nos volvemos abnegados, honestos, felices, llenos de empatía y solidaridad, estamos hablando de una verdadera pócima para mejorar el mundo. Y no es poca cosa; al contrario, es el mayor desafío de la humanidad.

Pero para llegar a San Valentín hemos hecho muchos esfuerzos seguro. Por lo menos ya dimos los primeros pasos, nos arriesgamos, dejamos de lado ese tal vez tan molesto por una respuesta certera, aunque en esos tiempo tuviéramos miedo que fuera un escueto no. ¿Tiramos la toalla ahora? No. Hay que seguir trabajando, debemos ser industriosos con el amor, porque sólo en esa reciprocidad hermosa se pueden dar las mejores cosas, de la que tanto gozamos.

¿El amor una esperanza? Sí, una enorme ¿Y esta efeméride? Una ocasión más para demostrar el amor, especial, comercial, lo que fuere, aunque no deja de ser una oportunidad. Esto dicho sea de paso para quienes fustigan semejante celebración por sus rasgos monetarios, crematísticos. No importa, ya lo dimos.

Te hemos dejado un buen número de imágenes, 90 en total, listas para descargar, compartir, dedicar o simplemente divisar en soledad. San Valentín se acerca y como todo gran acaecimiento es mejor estar preparado. No conviene lo súbito, lo que se da de sopetón porque estamos hablando de algo que atañe a un otro, a nuestro ser amado. Desde ya, esperamos que el material haya sido de tu agrado, querido lector.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *