Perros: 303 Razas (Imágenes y Características)

9. Razas de perros (con p)

Parson Russell terrier

Perro fuerte pese a su tamaño, ágil, sumamente energético. Es una de las variantes de los terriers, de origen británico. De hecho, su nombre deriva de un reverendo muy conocido: John Russell. Tiene un manto negro con motas marrones.

Pastor australiano

El pastor australiano, pese a su nombre, es oriundo de España. Los inmigrantes luego lo harían popular tanto en Estados Unidos como en terruños australianos. Tiene los rasgos típicos de los perros pastoriles, aunque se ha hecho famoso por su participación en competencias de caballo e incluso películas.

Pastor belga Groenendael

Producto de una voluntad de clasificación en el siglo XIX y distintos avatares políticos, este perro es oriundo de Bélgica. Como todo pastor es eximio en la caza, control de ganado, como perro guardián; pero también se lo puede utilizar como mascota e incluso realiza rescates. Es mediano.

Pastor belga Laekenois

Es una de las cuatro razas de pastores belgas, oriunda de Laken. Pero tiene la particularidad que es la más antigua conocida, siendo usado desde tiempos remotos en menesteres rurales. Asimismo, en las guerras mundiales tuvo un gran papel como mensajero. Tiene una esperanza de vida que ronda los 13 años.

Pastor belga Malinois

Pastor de la zona de Malinas, Bélgica, es enérgico, vivaz, inteligente y sumamente predispuesto a seguir a su amo. Sus tareas han sido casi siempre pastoriles, pero en la actualidad se lo vislumbra ayudando a las fuerzas de seguridad.

Pastor belga Tervueren

Otro pastor belga, también asiduo a las tareas pastoriles. Se recomienda el espacio abierto o una familia que lo mantenga ocupado. Es robusto, bien proporcionado, llegando los machos a pesar 30 kilos. En tanto raza no tiene grandes problemas de salud, más que cuestiones epidérmicas, esqueléticas o cardiovasculares. Todas muy asiduas en el mundo canino.

Pastor bergamasco

Perro cuya génesis es Bérgamo, aunque se dice que puede haber provenido de las invasiones mongolas siglos atrás. De tamaño mediano, es afectuoso, pero también necesita espacios abiertos, ya que siempre estuvo inmiscuido en tareas como cuidado de fincas o control de ganado. Asimismo, si de cuidados se habla, debe fijarse constantemente su piel oculta por el pelaje, ante la presencia de parásitos, pulgas o espigas clavadas.

Pastor blanco suizo

Raza inteligente, alegre, afectuosa con los suyos. No tienen mala relación con otros perros y muchos menos con los niños. La cautela con los extraños y otros animales puede ser educada. Se lo solía confundir con un animal albino, pero no sufre de esa patología; simplemente es su color. Su origen es la zona montañosa de Suiza.

Pastor croata

Perro pastor no tan versátil, pero bastante eximio en tareas rurales. No suele ser muy proclive a la urbanidad, pero con una buena crianza y paseos prolongados se solapa. Es fuerte, bien proporcionado, con extremidades gruesas. Su origen se remonta a la actual Croacia y existen registros que datan de plena época medieval.

Pastor de Anatolia

Ser un perro independiente significa o da cuenta de un canino que hace sin que se le indique constantemente. El pastor de Anatolia es así. Un moloso bien proporcionado, de cuello ancho y robusto desde donde se lo mire. Es tan antiguo, que algunos hablan de registros de 6000 años en el pasado, donde cuidaban de tribus nómades y del ganado trashumante. Sus víctimas eran lobos, chacales y, aunque no se crea, osos.

Pastor de Asia Central

Mastín robusto y bien definido, oriundo de Kazajistán. Cuenta con gran popularidad en su país porque se lo entiende como el más útil en tareas rurales. Su dimorfismo sexual es muy acentuado, además de que llega a su madurez a los tres años. Es más un perro que controla, que agresivo o mascota anodina. Por último, tiene una cercana relación con el dogo del Tibet.

Pastor de Brie

Perro antiguo por su génesis histórica francesa. Si hay una epítome de eficacia él la representa ya que solo tres de su raza pueden controlar entre 500 a 700 animales en ganado. Sus tareas son de guardián y defensa; pero se lo ha llegado a utilizar como lazarillo.

Pastor de Laponia

Raza adaptada a los climas fríos de Laponia, con un acentuado dimorfismo sexual, orejas triangulares erectas y tamaño medio. Históricamente ha convivido con las poblaciones originarias, siendo sobre todo perros de tiro. Tienen doble pelaje.

Pastor de los Pirineos de pelo largo

Enérgico, vigoroso, de osamenta fuerte y tipo mediano. Su tarea, como nombre lo indica, ha sido siempre la de guiar y proteger el ganado ovino en los valles y laderas de montañas. Es decir, es un perro que se adapta tanto a las máximas inclemencias, como a las comodidades si una familia lo adopta. En este caso, siempre se lo tiene que hacer sentir ocupado, con ejercicios y otras clases de actividades.

Pastor de los Pirineos de cara rasa

Es difícil encontrar grandes diferencias con el anterior, pero las autoridades desde hace un tiempo los considera distintas razas por su diferencia de tamaño, proporción y pelo.  Es un perro muy protector, por ende es territorial, así que la educación será vital para su vínculo con niños, otros animales y extraños. No dejan de ser fieles, amistosos y activos. Su esperanza de vida oscila entre los 12 y 14 años.

Pastor de Shetland

Son perros inteligentes, amorosos y sumamente fieles. Su origen es escocés.Por su pequeño tamaño se los suele confundir con un Collie miniatura, pero pertenecen a razas distintas. Su instinto de pastoreo los hará perseguir cualquier cosa, por eso es recomendable que como mascota acceda a sitios grandes. Se tiene que tener cuidado cuando juega con pequeños, ya que puede salir lastimado. Una patología muy propia de esta clase de canino son las malformaciones en los ojos. Su color predominante es el sable.

Pastor de las montañas de Atlas

Moloso, fuerte, robusto, con cabeza cónica como el oso y cuyo origen seguramente sea producto de las invasiones bárbaras y su posterior expansión por el imperio romano. Es un perro histórico de guardia, aunque también se lo ha utilizado como rastreados. Asimismo, pese a su tamaño es muy ágil.

Pastor del Cáucaso

Es un perro muy grande, más que nada utilizado por los cazadores del Cáucaso. Es decir, como mascota tiene sus riesgos, ya que se necesitan grandes espacios y no deja de ser un canino desconfiado. Es decir, se lo debe adiestrar bien para el trato con otros animales y extraños. Su tamaño lo ha hecho óptimo en el cuidado de ganado, en la caza para inmovilizar presas e incluso en la protección frente a lobos y osos. Provienen del dogo tibetano.

Pastor catalán

De pelo estirado, tiene los rasgos de cualquier pastor: soporta inclemencias, es fiel, amistoso y un incansable trabajador. Ergo, se lo debe mantener muy ocupado. Su lugar de residencia es Cataluña, pero cerca de la zonas montañosas. Su llegada a Europa posiblemente se remonten a las invasiones bárbaras.

Pastor holandés

Es un típico pastor ovejero, cuya residencia son los Países Bajos. Habilidosos, bien proporcionado, con una buena musculatura, no deja de ser un perro fiel y cariñoso. Su propensión a la actividad frenética nos da un gran aviso: si lo quieres como mascota debes mantenerlo entretenido, de lo contrario adquirirá hábitos destructivos.

Pastor islandés

Perro pastor de Islandia, posiblemente introducido en la Alta Edad Media por los primeros vikingos. Es fuerte, ágil, de tamaño mediano y un acentuado dimorfismo sexual. Suele utilizar el ladrido para controlar el ganado o recuperar algún animal que haya perdido a la masa. Son muy energéticos y tienen una doble capa de pelo, por eso son de tipo spitz

Pastor picard

Perro cuyo origen nos traslada a la Edad Media, siendo un típico perro de pastoreo con pelo duro al tacto, talla mediana y fuerte osamenta. Realmente esta raza, luego de estar casi extinta, suele considerarse en Francia como una de las más eficientes: soportan cualquier inclemencia, son fieles, excelentes en tareas rurales; pero también en concursos. Son muy inteligentes.

Pastor polaco de las llanuras

So origen es Polonia y es una raza compacta, bien proporcionada y con una buena musculatura. Son amigables y fieles con los suyos, aunque se los debe llenar de ejercicios físicos y someter a trabajos mentales para que no desarrollen malos hábitos como ladridos. Es decir, con paciencia, buena educación y mucha atención se los puede tener en reductos más escuetos.  Su esperanza de vida oscila entre los 12 y 14 años-

Pastor polaco de Podhale

Si el pastor de las llanuras guarda el ganado; este, por su cuerpo moloso, lo protege. Se dice que proviene de mastines del Tibet, los cuales se extendieron desde el Cáucaso hasta los Balcanes. Tiene fuerte sentido de independencia, por eso el dueño siempre, con buena educación, debe enseñarle quién manda. Es reservado ante los extraños. Sus patologías típicas son la displasia de cadera y codo. El macho oscila en peso de los 30 a 45 kilogramos.

Pastor vasco

Perro pastor de origen vasco. Ya se lo puede observar en cuadros pictóricos inmiscuido en las cortes, por eso siempre ha contado con cierta fama. De hecho, es una raza sumamente estudiaba por lo que genera. Es guardan de ganado, pero también de los caseríos. Suele generar un vínculo muy fuerte con su amor, por sobre todas las personas. Los cuidados no pasan de un constante cepillado, un baño cuando sea indispensable y ejercicio constante debido a sus ciclópeas energías.

Pekinés

Su origen es Pekín, China, aunque ciertos relatos lo vuelven casi un perro mitológico. Es pequeño, amable, afectuoso, no necesita mucho ejercicio; es decir, se adapta muy bien como canino de compañía en el hogar. No ladra mucho, pero ante cualquier situación extraña comienza a hacer ruidos. Pese a su tamaño, es protector, no importando si se enfrenta ante un animal de mayor talla. Su esperanza de vida gira alrededor de los 11 años.

Pequeño brabanzón

Es un perro compacto, pequeño y macizo. Si hablamos del ideal para el hogar, esta raza lo cumple muy bien. Siempre está alerta, es cariñoso, vivaz, muy inteligente para adiestrar y no presenta problemas frente a niños u otros animales. Patologías asiduas de este canino puede ser la epilepsia, problemas de cadera u oculares, debido a sus ojos un tanto saltones.

Pequeño Munsterlander

Una raza en la que el macho pesa un máximo de 15 kilos para muchos no es tan pequeña, pero así es su categoría. Es un eximio ayudante en la caza para mostrar, recuperar pequeñas presas y caminar o nadar en sitios bastante anegados. Es cariñoso, atento, un ser muy apegado a su familia; pero debe ser bien educado para que las órdenes las comprenda. Su origen es Alemania.

Perdiguero de Burgos

Oriundo de Castilla, es considerado un perro de muestra excepcional. Tiene que entenderse que esta clase de caninos cumplieron un papel vital no solo como acompañantes de su amo armado, sino sobre todo en la época que las armas de fuego no existían. Son fieles, tranquilos y, naturalmente, adeptos a espacios abiertos.

Perdiguero portugués

No hay registros certeros, pero se cree que esta raza se remonta a Portugal miles de años atrás. Es más: siempre ha sido un eximio cazador de pájaros, además de lo amistosos y fiel, cuestión que lo ha convertido en el excelente amigo del cazador. Tiene un típico color marrón o café.

Perro crestado chino

Aunque parezca extraña su apariencia, eso no es azar en esta raza de origen chino pero con fuere raigambre en el mundo: se debe a una mutación genética. Por eso pertenecen a la misma clase los de pelaje y los que no tienen, los cuales desarrollan una piel suave. Por otro lado, son perros muy pequeños, cuyo peso oscila entre cinco y siete kilogramos aproximadamente. Su estética lo hace un recurrente a las exposiciones y competencias de belleza.

Perro de agua americano

Es un perro cuyo origen probablemente sea Wisconsin; por fuera de Estados Unidos tiene escasa raigambre. Asimismo, no se sabe tampoco bien de que cruza surgió. Más allá de eso, es amistoso, fiel, un perro de la familia espectacular, inteligente, bueno con los niños; pero muy energético. Si se aburre puede volverse destructivo. Otro cuidado que deben tener sus dueños es la comida. No es que sean endebles, sino que son glotones.

Perro de agua español

Perro de caza mediano, cuyo origen se remonta a España, pero seguramente introducidos a este territorio a través de las invasiones islámicas. Puede tener múltiples colores, ser bicolores y son fieles, cariñosos, un poco locos y alegres. Son abnegados, tienen mucha energía y siempre han sido buenos acompañantes de los cazadores.

Perro de agua francés

El perro de agua francés es un típico cazador de agua, es decir, su utilidad se reduce a ello. Antiguamente era un cobrador de presas pequeñas como aves y de flechas. Si bien en la caza su importancia es casi nula, es una raza que sirvió de origen a muchas, de ahí su sustantividad histórica. Su pelo impermeable lo protege en sitios con aguas cenagosas. Es amigable, resistente, laborioso y crea un vínculo muy fuerte con su amo. Asimismo, su origen posiblemente sea el norte de África, llegando a Europa gracias a las invasiones de los moros.

Perro de agua frisón

Pueden tener pelo negro, gris, incluso blanco, con una forma rizada característica. Son excelentes cazadores, sobre todo de agua, aunque se han hecho más versátiles con el paso del tiempo. Son amistosos, pero un tanto testarudos e independientes; por eso es mejor que se los críe bien. Por otro lado, necesitan constante ejercicio, así que son propensos por lo menos a jardines. Las enfermedades características de la raza son la epilepsia y la displasia de cadera.

Perro de agua portugués

Perro de agua de la zona de Algarve, Portugal. Históricamente fue un eximio ayudante de pescadores quienes utilizan su olfato, oído y cuerpo para atrapar peces. Asimismo, cuidaban barcos y bienes. En la la actualidad se lo ha domesticado un poco, ya que no dejan de ser amistosos, resistentes, fieles y hasta amorosos con los niños. Sin embargo, siempre es bueno mantenerlos en espacios abiertos y sobre todo en actividades que impliquen agua.

Perro de Canaán

Perro oriundo de la actual Israel y Palestina. Sus rasgos lo convierten en una clase cimarrona, es decir, perros domésticos que se hicieron silvestres, salvajes. Están siempre en estado de alerta ante algo raro o un ser extraño y en seguida ladran. Es decir, son excelentes perros guardianes. Asimismo, poseen doble pelaje, son medianos y tiene orejas erectas. Protegen a los suyos, pero no son agresivos.

Perro de Groenlandia

Raza sumamente antigua, que siempre ha ayudado en las poblaciones nórdicas como animal de tiro o caza. Es reservado y extremadamente parco. Posee el rasgo curioso de no ladrar, sino aullar para comunicar alegría o tristeza, por ejemplo, a su amo. Es un típico spitz, por ende tiene doble capa de pelo, que lo hace muy resistente al frío.  Son caninos robustos, de grandes cabezas y cuello ancho.

Perro de los visigodos

Pequeño perro, compacto, robusto y de patas cortas. Es muy antiguo, amigable, vivo e incluso juguetón, aunque le cuesta vivir en sitios cerrador. Históricamente ha servido en la caza, por eso propende a espacios más abiertos. Es guardián, tolerante a los niños y no necesita de extremos cuidados.

Perro de montaña de los Pirineos

El Gran Pirineo también se lo denomina. Es un moloso, robusto perro, pero que tiene ciertos rasgos estilizados y no tan redondos. Su labor histórica ha sido ser guardián de ganado ovino y cazador. Puede llegar a medir 80 centímetros de altura y 60 kilogramos de peso los machos. Su esperanza de vida ronda los 11 años.  Muda de pelo con frecuencia. Es independiente, pero le interesa la afectuosidad y la demostración de amor de sus dueños.

Perro de osos de Carelia

Perro oriundo de Carelia, una zona antigua compartida entre Finlandia y Rusia. Acostumbrado al clima frío, no deja de ser un perro valiente, ágil, que ha sido utilizado históricamente para cazar alces e incluso osos. Tiene como todo perro primitivo un excesivo desarrollo en sus sentidos, sobre todo olfato y vista. Es cariñoso, pero no deja de ser un canino difícil de adiestrar. Es considerado de tamaño mediano.

Perro de presa mallorquín

Perro oriundo de Mallorca, cuyo origen se remonta a los reinados de Jaime I. Siempre ha sido utilizado para la caza y el cuidado de propiedades, aunque tiene un pasado luctuoso en las peleas entre animales. Es amistoso, fiel, abnegado absolutamente con los que quiere y no tan agresivo como se supone. De hecho, puede intimidar sin ladrar. No deja de ser un pequeño moloso. Las hembras son más manejables, pero no se los recomienda para un apartamento, salvo que el amo decida someterlo asiduamente a ejercicios.

Perro del Faraón

Un perro con ese nombre solo puede tener un noble abolengo, además de un origen obvio: Egipto. Si bien se lo conoció en Malta, se supone que los fenicios lo trasladaron ahí luego de un derrotero que tiene como génesis las cercanías del Nilo. Es el único que tiene un rasgo muy humano: poder sonrojarse ante la emoción. Es un excelente canino de compañía, aunque se lo ha utilizado como mata conejos y colaborador para personas con problemas mentales. Su pelaje es un leonado hermoso.

Perro esquimal americano

Perro americano del tipo Spitz, es decir, con doble capa de pelo. Su génesis viene de inmigrantes alemanes que lo trasladaron a Estados Unidos y luego, en este país, se expandió, entre otras causas, gracias al circo. Son juguetones, cariñosos; aunque por momentos son alto tercos, dominantes e independientes. Si se los educa bien son algo serviciales. Su pelaje abundante generan una especial atención a los bañados y cepillados. Su clima preferido es el frío, si es posible con abundancia de nieve.

Perro esquimal canadiense

Raza excesivamente resistente al frío y con una fuerza importante. Pueblos originarios lo han utilizado históricamente como animal de carga, de tiro, ayudante en la caza de presas grandes y guardián frente a fieras terribles. Puede ser testarudo y obcecado, por lo que el amo deberá adiestrarlo bien y tener mucha paciencia. Asimismo, no son caninos compatibles con la vida de ciudad, ya que su energía es grande. Se considera un tipo mediano de tamaño.

Perro lobo checoslovaco

Oriundo de Eslovaquia, está bien llamarlo perro lobo ya que su parentesco es enorme: hablamos de una cruza del pastor alemán y el lobo de los Cárpatos. Hablamos de una raza de buena contextura, fuerte, inteligente y cariñoso con el amo. Necesita espacios abiertos porque su energía es muy alta y puede llegar a cumplir 16 años de vida, lo cual lo convierte en un canino longevo. Por último, las hembras suelen estar en celo solo una vez al año.

Perro sin pelo de Perú

El perro sin pelo peruano es una raza oriunda del país mencionado, muy antigua porque se hace referencia a ella en civilizaciones pre-incaicas. Su tamaño va desde pequeño a mediano, y tiene el rasgo curioso de no poseer ninguna capa pilosa. Eso lo obliga a tener tres grados por encima del hombre su temperatura corporal. Semejante bondad fisiológica ha sido vista como terapéutica para seres, por ejemplo, que sufren reuma. Se lo considera un auténtico patrimonio del país.

Petit Basset Griffon Vendeen

Es un perro de tamaño pequeño y bajo (de ahí el nombre de basset), con un pelo duro muy característico. Es un pariente cercano del gran basset grifón vendeano y hasta no hace mucho tiempo se lo consideraba la misma raza (alrededor de 1975). Es un excelente compañero, que llega a pesar como máximo  20 kilos y que ha sido usado como cazador de conejos históricamente.  Su nombre refiere a la región de La Vandea, Francia.

Petit Blue de Gascogne

Al igual que en el caso anterior, esta raza se refiere y es muy cercana a una de mayor tamaño. Su existencia fue resultado de la búsqueda en Francia de un perro pequeño para caza de animales más sutiles y rápidos como la liebre. Suelen realizar su trabajo en jaurías. Es obediente, cariñoso; pero totalmente adaptable al campo. Asimismo, su cráneo fino y alargado le dan un toque muy peculiar, lo mismo que sus orejas gruesas y caídas.

Pinscher alemán o mediano

El Pinscher es una raza mediana oriunda alemana, cuyo peso oscila los 20 kilos. Es fuerte, bien proporcionado, orgulloso, vivaz; pero necesita un cuidado importante para no desmentir a su amor. Es reservado con los extraños y siempre hay que prestar atención a su trato con otros perros que a veces puede que no sea bueno. Si bien su porte no ayuda tanto, sus tareas como perro guardián son buenas. Su manto corto ayudan que el único seguimiento que se deba hacer a su pelo sea un cepillado para quitar cualquier pilosidad muerta. En la actualidad se lo utiliza como canino de compañía, aunque siempre hay que darle mucho ejercicio.

Pinscher austríaco de pelo corto

Perro mediano, bien proporcionado y con buena musculatura, cuyo origen se remonta al Imperio Austro-Húngaro en el siglo XVIII. Tiene la particularidad de haber sido instrumento en el pasado de variadas actividades rurales: perro ladrador, guardián y sobre todo cazador de alimañas como ratones y topos. En la actualidad se lo puede tener en apartamentos medianos como compañía, aunque siempre se le debe proporcionar una buena cantidad de actividad física. Es amable, juguetón y muy abnegado con quienes le aportan afecto.

Pinscher miniatura

Perro muy pequeño (como mucho llega a los seis kilos), oriundo alemán. Es la versión miniatura del Pinscher, muy extendido en aquel país. A principios del siglo XX llegará a los Estados Unidos y tendrá fuerte repercusión. Si bien fue un sempiterno ratonero, en la actualidad es un excelente canino de compañía. Es enérgico, curioso y decidido, a veces inmiscuyéndose en peleas con perros de mayor tamaño, un poco confundidos estos últimos ante la decisión de los primeros. Son, por ende, excelentes guardianes.

Podenco andaluz

Perro enérgico oriundo de Andalucía, España. Si bien es considerada una raza antiquísima (aparecen criaturas similares en pintura rupestre), hace poco que se lo comenzó a estudiar y analizar (alrededor de 1990). Se lo considera de tipo Spitz, con un desarrollo muy sustantivo del sentido del olfato, vista y oído, cuestión que lo convierte en excelente cazador de conejos.

Podenco canario

Perro de talla mediana, musculoso, alargado y de pecho profundo. Al igual que el caso anterior (son familiares directos), hablamos de un canino antiquísimo. De hecho, no se sabe si llegó a las islas gracias a fenicios, griegos, cartagineses o los mismos egipcios. Hablamos de 7000 años atrás. Son fuertes, resistentes a cualquier terreno y un poco nerviosos. Tal vez la independencia que poseen los vuelve un poco ariscos, aunque, en rigor de verdad, son muy fieles a su amo y no tan reacios a los desconocidos. Su velocidad y sus enormes sentidos desarrollados lo convierten en un animal perfecto para la caza de liebre.

Podenco Ibicenco

Perro fino, estilizado, con orejas puntiagudas y muy veloz. Hablamos de un perro que ha servido para la caza y que mantiene esos instintos ¿Las consecuencias? Si quieres tenerlo en lugares algo cerrados hazle hacer muchos ejercicios, además de que sea vallado porque perseguirá cualquier cosa. Entre las 8 y doce semanas de vida se le debe presentar niños u otros animales, debido a que suelen ser dominantes y algo testarudos con la autoridad del amo.

Podenco portugués

Igual de antiguo que el resto de los pondencos y con diversos tamaños, esta raza tuvo una enorme proliferación en Portugal. Son inteligentes, vivaces y alegres. Muy utilizados siempre para tareas campestres como la caza de ratones o conejos, solo o acompañado. Es mediano, bien musculado y excelente estructura ósea. Su esperanza de vida oscila entre los 12 y 14 años.

Pointevin

Su región de origen es Poitou, Francia. Su manto suele ser tricolor y han sido siempre excelentes cazadores. Aunque no se crea, ayudaba en la captura de lobos. Si bien es un típico sabueso, cierta estilización en su cuerpo indica cercanías con el lebrel. Son compañeros, resistentes y abnegados.

Pomerania

Se lo considera el perro nórdico más pequeño de todos, ya que no llega a los 4 kilos. Sin embargo, esto no siempre fue así: antes de llegar a Pomerania, Alemania, sus descendientes pesaban 10 kilos. Fue el hombre y sus trabajos científicos lo que lo convirtió en un canino toy y versátil en su pelaje. Suelen ser vivaces, alegres, totalmente adaptados a lugares pequeños; pero territoriales y guardianes. Están atentos a cualquier cambio en el ambiente, por lo que es lógico que ladren mucho.

Porcelana

Su origen es Francia, aunque zonas lindantes a Suiza, lo que siempre generó un debate al respecto. Asimismo, su nombre refiere a su piel, cuyo color blanco imita a la porcelana, aunque suele tener pintas naranjas en distintas zonas. Es muy enérgico, debido a que siempre ha estado inmiscuido en tareas rurales, por ende, no es recomendable tenerlo en apartamentos pequeños o que vivan en la misma ciudad. Más allá de eso son amigables y fáciles de educar. Es considerado el sabueso galo más antiguo.

Presa canario

Es un perro moloso, dogo, oriundo de Canarias. De hecho, se lo considera como el símbolo de la isla Gran Canaria. Su tamaño es grande, llegando los machos a pesar 60 kilos. Es un perro manso, tranquilo y agradable con los dueños; aunque sumamente reservado y escudriñador con gente desconocida. Por atavismo es un boyero, aunque en un pasado no tan remoto se lo utilizó para pelear. Asimismo, sus cualidades de guardián no se objetan.

Pug

Perro pequeño, que ha sido siempre catalogado como la perfecta combinación entre la melancolía y la diversión. Puede divertir aunque no se lo proponga, es afectuoso, cercano a los suyos, alegre y muy poco demandante. De hecho, es perfecto para los sitios reducidos y hasta para dueños muy ancianos. Tiene un ladrido grave que no condice con su cuerpo, muy usado porque siempre está alerta a cambios del ambiente (sí, es bastante guardián). Algunos de ellos tienen la peculiaridad de roncar.

Puli

Raza originaria de Hungría, llegando a dicha región seguramente por los nómades magiares. Es un perro cariñoso, afectuoso hasta con los niños y muy efectivo con menesteres rurales. Sí, históricamente ha sido un perro pastor, por ende, esa predisposición se verá en su actitud y gran energía. Su rasgo peculiar es su pelo rizado, llegando a parecer una rasta cuando se lo deja bien largo.  Es media, con una constitución cuadrada por su proporción altura/cruz y una osamenta fuerte.

Pumi

Perro con tanta raigambre en Hungría que fuera de ese país se lo conoce poco. Es ágil (de hecho es asiduo a ese tipo de competencias), compañero, cariñoso con los suyos y un tanto reservado con extraños. Suele ladrar mucho porque siempre está atento al ambiente circunstante. Su color gris es el más normal y se lo considera de tamaño mediano a pequeño. Sus tareas históricas han sido de pastoreo.

Ver más razas ↓

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.